CUBA se lleva todo!

Campeonato Argentino de Solitario 2010 - Las tres Series y la General ganadas por barcos del Club

El domingo 28 de noviembre se efectuó la entrega de premios de este ya tradicional campeonato en la sede de Olivos del Yacht Club Centro Naval, entidad que organiza el torneo desde el año 1996, con la presencia de representantes de UNEN y de ATNA.

El campeón resultó el Holland 34 "Bucanero" de Carlos Molinelli, nuestro actual Comodoro quien hizo un debut inmejorable al ganar la Serie A y además llevarse la Copa Challenger.

Muy cerca quedó el "Mañero", el Plenamar 30 de nuestro consocio Jorge González, quien ganó la general en 5 de las 10 regatas disputadas y se impuso con comodidad en la Serie B. La Serie C también fue para otro barco del C.U.B.A., el Eitin "Keenyenkon" de Mariano Aloisi, quien retuvo el título que había obtenido en 2009.

Este campeonato anual es organizado por los amigos del Y.C.C.N., que incluyó entre sus regatas dos ida y vuelta a Colonia y una a La Plata, y permite a propietarios de barcos que no consiguen armar una tripulación estable a "aventurarse" a correr en solitario, estando habilitado el uso del piloto automático y en un ámbito en el que priman la seguridad y la cortesía por sobre la competitividad. 

Mariano Aloisi -  "Keenyenkon"

 

Agrega C. Molinelli: "Pude salir Campeón, estoy muy contento, pero hay que reconocer que Jorge González no pudo correr todas las regatas. De las que corrió, me ganó mas veces que yo a él. Volví a correr después de 16 años, y cometí algunos errores al comienzo de la temporada.  Me tomó un tiempo volver a encontrar algunas mañas.  Pero Jorge corrió mejor.

Correr en solitario, por supuesto, es distinto. No hay a quien echarle la culpa por perder, se pierde por lo que uno hizo mal y nadie mas. Por eso ganar sabe un poquito mejor...

En estas regatas no prima tan estrictamente el reglamento, porque como dice Mariano prima el compañerismo por sobre las reglas.

Cuando en una largada, con viento de mas de 15 nudos, mi timón automático dejó de funcionar y el barco se viró y quedó acuartelado con malas amuras en la ruta del pelotón que me seguía, a nadie se le ocurrió protestar... Grité "¡sin gobierno!" y todos me esquivan como pueden. Nadie protesta porque saben que a cualquiera les puede pasar. Eso sí, las demás se cumplen a rajatabla.

En estas regatas pesan la experiencia y la habilidad marinera (sobre todo con el spinnaker), la estrategia, la concentración y sobre todo la tenacidad que hace que se pueda estar timoneando cinco o seis horas sin parar, además de ajustar repiques, amantillos  y drizas, tomar y largar rizos.

Por todo esto el estado físico es tambien importante, un área en la cual no me destaco ahora precisamente.

Y fue extraordinario ver como CUBA se llevó las tres Series y la General"

Su opinión nos interesa

9 + 3 =